¿Cómo elegir un buen protector solar según tu tipo de piel?

Como probablemente ya sepas, resulta esencial utilizar protección solar a diario y sin excepción durante todo el año. Sin embargo, es en verano cuando más se busca la mejor crema solar facial.

El sol es acelera los signos de envejecimiento de la piel y también puede desencadenar ciertas enfermedades. Por eso, aunque ya seas consciente de la importancia de incluir en tu rutina de belleza este cosmético, queremos ayudarte a saber cuál es la mejor para ti.

¿Cuáles son las mejores cremas solares para tu piel?

Existe más de un tipo de piel; por tanto, debes saber cómo es la tuya y escoger las mejores cremas solares para cuidarla y protegerla.

El primer paso al elegir un protector solar es fijarse en las siglas SPF (factor de protección solar) y el número que aparece al lado. Este muestra el grado de protección de la crema contra la radiación ultravioleta del sol y te va a indicar cuánto y cómo funcionará el producto. La protección solar será baja entre 2 y 6, media de 8 a 12, alta entre 15 y 20, muy alta entre 30 y 50. Será una protección ultra si el cosmético escogido está catalogado como 50+.

¿Cómo afecta el fototipo?

Cada tipo de piel precisa de un cuidado específico, por lo que conocer el SPF que necesitas que tenga tu crema solar facial es muy importante. La mejor manera de no equivocarse al comprar es siguiendo este esquema:

  • Fototipo I. Es una piel muy clara y con muchas pecas, que apenas se broncea porque suele quemarse. Se recomienda utilizar un FPS de 50 o superior.

  • Fototipo II. La piel también tiene pecas, pero es algo menos clara. Se sigue quemando con facilidad, pero llega a ponerse morena. Lo adecuado es usar un SPF 30.

  • Fototipo III. Esta piel blanca se quema con moderación. Bastaría con un SPF 30, pero si la exposición es prolongada se recomienda uno superior.

  • Fototipo IV. Es una piel ligeramente oscura. No tarda mucho en pigmentarse y, como mínimo, necesita un FPS 10.

  • Fototipo V. Se quema muy pocas veces, ya que es una piel oscura y adquiere un bronceado intenso y rápido. Se recomienda un FPS 8.

  • Fototipo VI. Es una piel negra. Pese a ello, se puede quemar, por lo que se recomienda utilizar un FPS 6.

El factor de protección solar (FPS) de este tipo de productos solares es crucial para cuidar la piel, ya que cada fototipo requiere un cuidado específico. Aunque las pieles claras necesitan un factor más alto que las personas de tez más oscura; en general, se recomienda un FPS 30 para uso diario en todo tipo de piel.

¿Cómo integrar la protección solar en la rutina facial?

Todavía hay personas que no utilizan a diario un protector facial porque no lo saben integrar en su rutina de belleza. Por si eres una de ellas, aquí te dejamos algunos consejos que no debes olvidar.

  • No lo mezcles con otros cosméticos, ya que puede desaparecer el efecto de protección que buscas.

  • No lo apliques al inicio de tu tratamiento facial diario, puesto que evitarás que se absorban los principios activos que utilices en él.

Así, lo adecuado es limpiar y tonificar la piel, añadiendo los sérums y las cremas apropiados. Luego, si te quieres maquillar, puedes utilizar como prebase una crema solar con color. Por último, si tu piel tiene tendencia acneica, es mejor asegurarte de que estás utilizando una crema solar para piel grasa que sea no comedogénica.

No olvides reaplicar tu crema solar facial si transpiras en exceso o si has tenido contacto con el agua. Además, recuerda utilizarla a diario, aunque el día esté nublado, para mantener la protección.

Comentarios (0)

Todavía no hay comentarios
Producto añadido a lista de deseos
group_work Consentimiento de cookies